PIDE MI MANO POR FAVOR

No es un cuento, aunque de puro apetecible, lo parece…

Porque esto erase que se era un lugar, en el que unos pequeños bichitos, ayudaban a dejar los pies como un tesoro…

¿Os suena lo de la Ictioterapia?…

Me refiero a Mi Calle de Nueva York, que además de ofrecer los mejores métodos de manicura, tiene en su equipo a unos técnicos increíbles, por los que ni siquiera paga seguridad social…

Es que son ni mas ni menos que unos pececitos llamados Garra Rufa, capaces de proporcionar una ancestral aunque impactante técnica.

Su procedimiento de actuación, que favorece la circulación sanquinea a tope, lo ejercen comiendo las pieles muertas de los pies…

¡Y ahora también –y esta es la noticiade las manos!, dejando su epidermis con un aspecto de ensueño.

O sea, las deja aptas para ser concedidas en cualquier petición matrimonial, incluso para toda la vida, si no lo impide un posterior divorcio

El tratamiento de la ictioterapia en las manos se realiza en peceras especiales, en las que el cliente las sumergirá, una por cada lado de su asiento comodisimo, mientras disfruta del cóctel que desee tomar.

No me extraña que os parezca irresistible… cocteles, pedidas de manos, pies ideales, súper peces que trabajan a destajo…

De hecho Mi calle de Nueva York se lleva a estos glamurosos anfibios a un nuevo Centro que inaugura en la Calle Barquillo 39 de Madrid… o sea, en el corazón del barrio de Chueca.

Su estilo es el de un loft neoyorquino, con grandes columnas y decoración en blanco y negro.

Trescientos metros cuadrados en los que además se pueden celebrar fiestas con amigas, despedidas de solteras y cumpleaños…

Y claro esta: ¡La ictioterapia !

Más información: http://www.micalleny.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *