PROTEGE TUS OJOS DEL SOL

Las gafas de sol se convierten en estas fechas en un complemento de moda indispensable. ¿Pero sabemos elegirlas?….

No siempre tenemos en cuenta las características que deben reunir para proteger nuestros ojos, y nos quedamos simplemente en que nos sienten bien o sean fashion.

 ¡¡Cuidado!!………..

Tal como asegura el Doctor Carreras, Oftalmólogo y Codirector de la Clínica EUROCANARIAS OFTALMOLOGICA, nuestros ojos pueden sufrir cuando no utilizamos la protección adecuada. Las radiaciones solares, sobre todo las ultravioletas, que resultan sumamente dañinas para muchos de los tejidos oculares (provocando cataratas, lesiones de cornea, lesiones de retina).

 

Hay que usar gafas, pero unas de mala calidad, que tan solo reduzcan la intensidad luminosa visible mediante el color oscuro de sus cristales, presenta más riesgo aún que el hecho de no llevar nada. Y eso fundamentalmente porque la pupila, que es el mecanismo que regula la entrada de luz a los ojos, disminuye y aumenta su tamaño de acuerdo a la intensidad de la luz.

Cuando el tono oscuro de las gafas (cuando absorben más de un 20% de luz), en realidad no filtra el paso de las radiaciones, sino que solo parece que lo hace, la pupila aumenta su diámetro y deja pasar esas radiaciones nocivas invisibles.

Hay que prestar especial atención también a la piel de los párpados: esa piel es sumamente fina, y delatora del envejecimiento prematuro y de las manchas pigmentarias. Debe ser cuidada y protegida especialmente de las exposiciones prolongadas al sol. Las gafas adecuadas evitan el uso de cremas con filtros químicos, que a veces ocasionan alergias o irritaciones oculares.

¿Cuáles son las mejores gafas de sol?

 

Aquellas que ejercen como filtro protector, absorbiendo la luz azul y la ultravioleta, y cuyo límite de absorción de la luz que nos permite ver, no rebase  el que se necesita para obtener una buena visibilidad.

Siempre habrá que elegirlos con la ayuda de un óptico responsable, y capaz de aconsejar cuál es el filtro más adecuado (color del iris, lugar de residencia, actividad laboral o deportiva, edad, etc.).

En definitiva unas buenas gafas de sol serán aquellas que cumplan la función de proteger, sin distorsionar la imagen, y con una buena montura, fabricada con el  material más adecuado a las necesidades del usuario (“orgánico” o “plástico óptico”).

 En cuanto a los colores utilizados con mayor profusión como filtros protectores, son: el marrón, el gris y el verde.

 ¿Qué es lo que nunca hay que hacer con unas gafas de sol?

No hay que dejarlas nunca cerca de una fuente de calor (radiadores, estufas) o en lugares donde reciban de lleno los rayos del sol (ya sea colocadas sobre el pelo, sobre la guantera del coche, etc.)

Nunca deben comprarse fuera de una óptica, ya que las gafas de sol son la protección de los ojos, y por tanto no hay que incurrir en el error de adquirir unas que no hayan sido homologadas o fabricadas sin ningún tipo de control. Las gafas de mala calidad suelen tener un precio bajo, que nunca compensará de los graves trastornos oculares que pueden provocar.

 Mas información:

 Clínica Eurocanarias Oftalmológica: www.eurocanariasoftalmologica.com

There are 2 comments for this article
  1. Marta at 15:00

    Yo he notado que las gafas “malas” me marean!!!
    Y respecto a lo de no ponerlas en el pelo es ya una manía que no se si seré capaz a corregir!!!
    Pero muchas gracias por la informacion…

  2. FashionWoman at 11:53

    Soy una apasionada de las gafas de sol. las uso todo el año…Bulgari, Prada, Dolce Gabana, Dior tienen unas gafas espectaculares…pero me gustaria saber su opinión: ¿Las gafas de estas grandes firmas de moda, cumplen por norma estas grantías de protección ocular?….Gracias. Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *